Opinión
RETOS Y OPORTUNIDADES II: LAS INSTITUCIONES SIEMPRE POR DELANTE
Retos y Oportunidades II: Las Instituciones siempre por delante

Veracruz
Jueves, 24 de enero de 2019

Opinión



Retos y Oportunidades (II): Las Instituciones siempre por delante   
Por Julián Berdeja

Decía Don Fernando Gutiérrez Barrios que en política solo una cosa es más peligrosa y dañina que la improvisación, y eso es la improvisación encabezada por personas soberbias.
Cuánta vigencia tiene el pensar de Don Fernando en tiempos en que vemos a un Gobierno Federal intentar resolver los problemas más agudos que tiene México, a partir de improvisaciones, ocurrencias y caprichos.


Ante este escenario, qué necesario es nuestro Partido para mantener la estabilidad política, económica y social. Nuestro Partido, el gran hacedor de las instituciones que han forjado este país, debe asumir su responsabilidad y encausar la resolución a las problemáticas mediante las instituciones.


“La Guerra contra la corrupción” ha sido hasta el momento la bandera del nuevo Gobierno Federal: ¿Qué medidas, o estrategias, ha seguido el ejecutivo en este intento por acabar con la corrupción? Intentan acabar con el “huachicoleo” cerrando los ductos que transportan la gasolina; intentan acabar con los malos manejos del presupuesto a través de procesos de compra sin licitación; intentan acabar con el tráfico de influencias y nombran como Secretario de Estado a una persona que tiene intereses económicos en los proyectos más importantes que ha anunciado el Gobierno. El chiste se cuenta solo.
La corrupción es un síntoma de un país con institucionalidad débil. Debilitar aún más nuestras instituciones por las denostaciones del Presidente de la República hacia ellas y de recortes presupuestales que limitan su capacidad de operación, no nos llevará a buen puerto.


Es tarea del PRI impulsar, a través del Congreso de la Unión, el fortalecimiento de nuestras instituciones. Pongo tres ejemplos de cómo mediante las instituciones se puede combatir la corrupción:


1.- El Sistema de Administración Tributaria necesita facultades para auditar la totalidad de los bienes patrimoniales de los integrantes del ejecutivo, legislativo y judicial.


2.- La Auditoría Superior de la Federación necesita instrumentos para auditar a fondo las licitaciones públicas, en coordinación con el SAT y las instituciones financieras, para identificar los casos en que el crimen organizado pretende lavar dinero.


3.- La sociedad civil, entendida como institución, debe ser punta de lanza en temas de contraloría social. Es decir, deben crear las condiciones políticas y legales que garanticen su libertad como un vigilante del correcto ejercicio de los dineros públicos.



Visitas: 140